viernes, 6 de marzo de 2009

ix bienal española de arquitectura y urbanismo. roberto ercilla

El pasado 10 de febrero se inauguró en el antiguo convento de Santa María de los Reyes la exposición sobre la IX Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo del último bienio 2005-2006, acompañada de una serie de cuatro conferencias impartidas por algunos de los estudios finalistas, repartidas en los meses de febrero y marzo (pueden ver el dosier de la exposición aquí).

Ayer le tocó el turno al arquitecto vitoriano Roberto Ercilla, quien dirige uno de los estudios más detacados del País Vasco. Aunque el motivo de su presencia era que una obra suya es de las ganadoras en la Categoría de Accesibilidad, él centró la conferecia en su experiencia en el campo de la vivienda, y especialmente en la de protección oficial. Para Ercilla, éste campo de la arquitectura debería tener más difusión en los medios especializados ya que costituye el grueso de la producción arquitectónica de nuestro país. Reivindicó la importancia de investigar en este campo que considera específico del arquitecto pero que ha sido ninguneado por las publicaciones que no han hecho más que favorecer la promoción de una arquitectura más del espectáculo y menos del día a día del ciudadano, la que verdaderamente hace ciudad. Un tema que considera de capital importancia ahora que los ingenieros empiezan a ganar competencias en el terreno de la Arquitectura. El arquitecto ahora más que nunca debe saber llegar a un buen nivel de técnica constructiva, eficiencia energética y ahorro económico sin dejar de hacer valer el lado humanista de nuestra profesión y que sin duda marca la diferencia con la Ingeniería.

Otro aspecto que destacó en la charla, y que está muy presente en su obra, es la importancia de la sostenibilidad, un campo en el que España está años por detrás respecto a otros países de Europa. Aspectos que han estado en la arquitectura más primitiva, la vernácula, como puedan ser la ventilación cruzada, la buena orientación, la elección de materiales de la zona cuyo proceso de producción no contamine mucho, que tengan larga vida útil y que puedan ser reciclados en el mayor porcentaje posible. Este interés también se traduce en el empleo de materiales poco usados en España como puedan ser la lana de oveja o la fibra de cáñamo como aislante o el empleo de parquet flotante hecho de bambú, que supongo tendrán el inconveniente principal del precio (el presupuesto, el gran enemigo del arquitecto) y la distribución. Como también el empleo de paneles solares que sin embargo, en el proyecto de la casa de Cáceres, estan muy poco integrados con el resto de la obra. Y es que no hay que olvidar las cuestiones estéticas del objeto final.

Casa en Ibiza1 (fotografía sacada de la web del arquitecto)

Con este marco de fondo hizo un repaso por sus obras de viviendas más significativas, empezando por una unifamiliar en San Lorenzo de Balafia (Ibiza) hasta sus últimas obras de plurifamiliares como las 190 viviendas en Salburúa (Vitoria). En el caso de las viviendas colectivas destacaba la importancia de dejar abierta la posibiliad de que el propietario pueda controlar los acabados de sus casas ya que en muchos casos estos al poco tiempo de entrar a vivir en ellas empiezan a personalizarlas con el sobrecoste que ello le supone, y que antes muchos podían permitirse en las viviendas de proteción oficial debido a su bajo precio pero que sin duda ahora pocos podrán asumir.

Desde que conozco el País Vaso siempre me ha llamado la atención que allí al propietario se le suele dejar cierto margen para elegir aspectos de los acabados de sus casas, como la elección de los azulejos (entre una corta gama o incluso poder comprar tú los que quieres) para el baño o la cocina, si los quiere hasta el techo o hasta media altura, si quieres plato de ducha o bañera, y algunos detalles más de este tipo que sin duda evitan esas posibles modificaciones posteriores con el consiguiente despilfarro de dinero y material que supone. No he conocido ningún caso parecido en Andalucía, supongo que por el posible encarecimiento que supone que los albañiles no hagan su trabajo en serie y sí algo más personalizado, pero sin duda en vivienda de protección oficial tiene todo el sentido hacerlo.

vivienda plurifamiliar en Salburúa, Vitoria (fotografía de Pedro Pegenaute )

También destacó la importancia de potenciar y, por el contrario, controlar más los espacios de convivencia en los edificios plurifamiliares que en muchos casos "no son entendidos" (en palabras del arquitecto) por los inquilinos del inmueble, especialmente en las promociones públicas donde se da la mezcla de clases sociales que a veces supone una traba para el uso de estos espacios de conviviencia. Sobre la importancia de investigar en este tipos de espacios de relación, Andalucía posiblemente lleve más tiempo ganado respecto al País Vasco pues en nuestra tradición arquitectónica este aspecto siempre ha estado muy presente aunque sin duda, debido al elevado precio del suelo, estos espacios hayan sido reducidos al mínimo posible tanto en las promociones públicas como privadas. Así como la existencia de viviendas en los pisos bajos, algo muy poco presente en el País Vasco, y que en Andalucía también se ha ido perdiendo con el tiempo propiciando, sobretodo en las áreas de crecimiento de las ciudades, calles medio fantasmas ya que los bajos son lo más complicado de vender en una promoción.

fotografías de los andenes móviles de Vitoria

fotografía sacada de la web del arquitecto


fotografía sacada por mí

Fuera de este contexto el arquitecto mostró la rehabilitación de un antiguo cementerio para la nueva sede de la Fundación Sancho el Sabio. Remarcó la importancia de la rehabilitación del patrimonio arquitectónico que, a pesar de ser escaso en el País Vasco respecto a otras ciudades españolas, es fundamental ya sólo como estrategia de ahorro de recursos además de por cuestiones artísticas, antropológicas, etc, ligadas a su valor patrimonial. Pero no siempre es fácil intervenir en contextos de este tipo ya que en ellos siempre habrá puestas más miradas críticas. En el caso de su obra premiada en esta Bienal, los Andenes Móviles de Vitoria que venían a mejorar el acceso hacia la parte alta y más antigua de la ciudad, el principal impedimento venía por parte de un sector de la población que se oponía a esta mejora urbana ya que la entendían como una invasión de lo que consideraban su territorio. Hace tiempo tuve la oportunidad de conocer Vitoria de la mano de un compañero de la escuela de San Sebastián nacido allí y pude constatar que era de real necesidad este tipo de interveción. Y si además se resuelve con esa elegancia pues la mejora es evidente en todos los aspectos. El empotramiento de los marcos metálicos en el adoquinado original, el parcial hundimiento de la base de las escaleras en el terreno para minimizar el impacto visual de una maquinaria tan potente, el dinamismo que aporta el leve giro de los marcos de acero cubiertos de vídrio pero garantizando la ventilación, lo hacen ser un proyecto interesantísimo a todos los niveles.

Y por último comentar que, a pesar de no tener un acento vasco muy cerrado, su manera de contas las cosas es muy parecida a cómo lo suelen hacer los arquitectos que conozco de allí y los compañeros de clase que tuve. Sobrios, concisos y sin florituras en su lenguaje. A veces no hace falta adornarse tanto cuando las cosas están bien hechas, como es el caso de Roberto Ercilla. No conozco toda su obra pero sin duda merece el mayor de los respetos por la seriedad de su discurso y su compromiso con la profesión.

10 comentarios:

d_eguren dijo...

pues gracias por la parte que me toca en lo de concisos etc.(si es que estoy incluido en ese grupo "los compañeros de clase que tuve", jejeje).
entre tus análisis y los podcast de chanca esto es como ser el gran hermano de las charlas de arquitectos.
muy buena la crónica, sobria y concisa, jeje.
a ver si te comento más los posts, que no tengo la excusa de no estar registrado y esas cosas.

orphangirl dijo...

Ey! me alegro que te animes a comentar en el blog, más ahora que no podemos discutir las cosas en persona :) Y claro que estás en esa categoría, tú eres pa eso muy vasco, jajaja.

Tienes toda la razón con lo de ser un poco un Gran Hermano con las conferencias. últimamente estamos que nos salimos. Yo ahora me tengo que poner al día de los podcast de Chanca y los vídeos de Íñigo. Pero poco a poco, que a mí tanta arquitectura me satura :)

GRILLO SOLITARIO dijo...

LA VERDAD ES QUE EL TEMA DEL APROVECHAMIENTO ENERGÉTICO EN LA EDIFICACIÓN EN ESPAÑA ES MUY DE LAMENTAR. YO TAMPOCO SÉ DEMASIADO DEL TEMA, PERO ME PARECE MUY TRISTE QUE EN UNA REGIÓN CON TANTO SOL, APENAS HAYA PANELES EN LAS AZOTEAS, POR EJEMPLO. Y QUE EN UNA CASA NUEVA COMO LA MÍA (SIETE AÑOS) SE TE CUELE EL FRÍO O EL CALOR POR TODAS LAS PAREDES. Y NO DIGAMOS POR LAS VENTANAS...

Alex dijo...

"..de hacer valer el lado humanista de nuestra profesión y que sin duda marca la diferencia con la Ingeniería..." Me encantan este tipo de frases :)

orphangirl dijo...

grillo:de acuerdo con lo que dices, y ya no solamente a nivel construtivo, si no de diseño. Más nos vale ponernos las pilas!

alex:sabía que me dirías algo sobre esto :P

GRILLO SOLITARIO dijo...

JAJAJAJAJAJAJA. ESO ME PASA POR LEER ENTRE LÍNEAS. ESA FRASE VA A LAS FRASES DE LA SEMANA DE MI BLOG.

HUMANIZADME, POR FAVOR, HUMANIZADME, O ESTOY PERDIDO.

orphangirl dijo...

jajaja, pues eso que te mereces que te digan por no leer mis entradas como se merecen :P Fueraparate, yo he escrito lo que el arquietcto dijo pero que en parte subscribo. Ése sería un gran tema para otro post, jeje.

GRILLO SOLITARIO dijo...

A VER, ENTONCES ¿DE QUIÉN ES LA FRASE? PORQUE TAL Y COMO SALE EN EL BLOG PARECE TUYA.

orphangirl dijo...

pues creo que ya te he contestado antes, no? es del arquitecto y que yo comparto en parte.

GRILLO SOLITARIO dijo...

PUES PORQUE ESTOY FLOJO, Y NO HE ENCONTRADO MUCHAS FOTOS QUE DIGAMOS EN INTERNET DEL INVENTO, SI NO YA ESTABA HACIENDO UNA ENTRADA DE MI BLOG EXPLICANDO LA MÁQUINA HUMANIZADORA QUE SON LOS ANDENES ÉSOS DE VITORIA: ENTRAS DESHUMANIZADO (INCLUSO EN ESTADO ANDROIDE), Y SALES HUMANO TOTAL :- >>

POR CIERTO, ESTÉTICAMENTE ME PARECEN UN HORROR.